20.7.09

GINA MONTANER: La dictadura de Facebook

Hace tan sólo unos meses el mundo entero siguió con atención los acontecimientos en Irán, donde decenas de miles de jóvenes salieron a las calles para protestar contra el régimen integrista de Mahmud Ahmadineyad. Como ya va siendo habitual, las revueltas se están propagando por medio de internet, donde las manifestaciones se anuncian en Facebook, Twitter o My Space.

La capacidad de convocatoria en la red internáutica es asombrosa y loable cuando se trata de un esfuerzo por dar voz a los que viven amordazados, como sucede con la cubana Yoani Sánchez y su blog Generación Y. Pero en los Estados Unidos, donde el mayor dilema que enfrenta la sociedad es votar cada cuatro años por un gobierno republicano o demócrata, las redes sociales en el ciberespacio se han convertido en una suerte de dictadura cuyos asfixiantes tentáculos se extienden como la amenaza de Andrómeda.

Lo in es pasarse las horas y los días frente a un ordenador haciendo o deshaciéndose de ''amigos'' virtuales. Según un estudio reciente, comunicarse por Facebook en horas laborales incrementa la productividad de los trabajadores porque, al parecer, representa un descanso de la rutina. Cuando leí la insólita noticia, de inmediato temí que se tratara de una investigación amañada. En realidad lo que está claro es que nunca antes se ha aprovechado menos el tiempo, desde que la gente se dedica a actualizar compulsivamente sus fotos, sus estados de ánimo, sus pensamientos o su estatus sentimental.

Más en El Nuevo Herald

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails

Entradas populares

Archivo del blog